País Indignante

Video: se masturbó frente a una joven en un colectivo y lo bajaron a las trompadas

La mujer filmó al depravado con su celular y la grabación se hizo viral. Unos pasajeros lo sacaron a golpes. Ocurrió en Neuquén.

COMPARTI ESTA NOTICIA EN
30/01/2019 -

Un hombre que se masturbaba a bordo de un colectivo fue golpeado y obligado a bajar por los pasajeros. La secuencia fue grabada por una joven y el video se viralizó. Ocurrió el domingo pasado a la mañana en Neuquén, cuando la denunciante tomó un interno de la línea 13 para ir a trabajar.

Apenas abordó el colectivo, sintió la mirada permanente del hombre que se comportaba de forma extraña. Luego, descubrió que se estaba masturbando, tapado con un morral que llevaba cruzado a la altura de la cintura.



Ante esa situación, la mujer decidió exponer al depravado mientras lo filmaba y le gritaba. Alertados por esa conducta inapropiada, otros pasajeros decidieron bajarlo de inmediato a los golpes y empujones.

Una vez que la mujer llegó a su casa contó lo que había vivido e hizo un posteo en su cuenta de Facebook: "Me costó muchísimo decidir si lo hacía público o no. Todavía miro el video y tiemblo y siento náuseas. Esto me paso hoy casi a las 9 de la mañana en el ramal 13 en la calle Catriel y Dr. Ramón llegando a mi trabajo".

Y prosiguió con su relato: "En el centro se sube un viejo y me quedó mirando. Yo seguía en lo mío, de vez en cuando giraba la cabeza por inercia o lo que sea, y veía que el tipo me seguía mirando. Así sucedió varias veces hasta que me di cuenta que este degenerado hijo de puta se estaba masturbando!!! Me pare y le pedí a los gritos al chofer que llame a la policía y dije lo que estaba haciendo este tipo y enseguida se tapó con un bolso. Lamentablemente actué antes de empezar a grabar y solo pude rescatar un poco de lo que pasó".

A través de esta red social, la chica quiere que los demás usuarios la ayuden para dar con el nombre de esta persona ya que ese mismo día, pero a la tarde, se lo volvió a cruzar en una farmacia.

"Tuve la desgracia de encontrármelo de nuevo (ahora tenía puesto lentes de sol y una gorra) pero el tipo me reconoció y tengo miedo por mi integridad física. Me escondí adentro de un kiosko y le avisé a dos policías lo que había pasado esa mañana y ellos me dijeron que el tipo vende cosas en el centro y es seguro que me lo voy a volver a cruzar", contó.


Dejanos tu comentario
Últimas noticias