Viernes 14
Mayo de 2021
X
Locales

Historias navideñas: los bloopers de Nochebuena

Todos tenemos una historia de alguna navidad de nuestra infancia que al recordarla nos saca una sonrisa. Contanos la tuya y divertite y emocionate leyendo las que van llegando.

"Child who rescued christmas" por Jessica Matthews
18/12/2017

Tradicionalmente, las noches del 24 y del 31 de diciembre son los momentos en que las grandes familias se reúnen; y volvemos a juntarnos con los primos que no vemos frecuentemente, como así también con nuestros tíos y esos parientes que viven lejos.

Si bien, no todos nacemos con el espíritu navideño incorporado, y a medida que crecemos, las fiestas pasan a ser sólo dos días más del año en los que hay que cocinar y preparar la casa para recibir visitas, con esta propuesta queremos llevarte de nuevo a esas épocas en donde vos eras el niño o la niña que esperaba ansiosa la llegada de Papá Noel y anhelaba que el reloj marque las 12 para abrir los regalos del arbolito.

Es por eso que te invitamos a que nos cuentes esa anécdota que por insólita o por graciosa no deja de sacarte una sonrisa cada vez que la recuerdas. Juguemos con la nostalgia de fin de año; divertite y emocionate leyendo las historias que ya llegaron. Hoy, los bloopers de nochebuena:



  • Recuerdo una de las tantas fiestas que íbamos con mi familia a pasar en casa de mis abuelos, que ya no los tenemos, esperando el colectivo mi padre fue a comprar y en eso aparece el cole y el con el apuro se confundió y levantó una conservadora de un heladero, no la que llevábamos nosotros. Se los extraña, y a las fiestas de antes también. Hugo, barrio Misky Mayu
  • Mi papa es santiagueño pero vivía en Buenos Aires. Allí conoció a mi mamá y después de nacer mi hermana vinimos a vivir en Santiago. Mi mamá era santafesina con toques aporteñados y de cocina en esos momentos sabía muy poco, pero quiso homenajearnos en navidad con kippi relleno. Muy orgullosa lo sirvió en la mesa pero a la hora de comer... no se podía! Es que ella nunca había puesto a remojar el triguillo! El héroe fue mi papá quien comió el relleno del kippi separandolo con cuchara. Fue la navidad del kippi con cuchara! Laura Fernandez del Barrio 8 de Abril.
  • Una de mis hermanas todos los años se viste de papá Noel y fue a la casa de otra hermana que tiene una despensa y se llama Gladys y ella tiene un trasero grande y los vecinos habían sabido decirle la casa de “Doña Culona”; entonces llegó mi hermana vestida de papá Noel y los niños corrieron a la despensa y se emocionaron y uno comenzó a gritar “Vengan vengan papá Noel está en la casa de Doña Culona y mi hermana no los podía callar y ahí se enteró que los vecinos la llamaban así. Tita, barrio Borges
  • Recuerdo que una Navidad le pedí a Papa Noel una bicicleta y ese día esperé con ansias las doce de la noche..y mi madre que hacía un mes había quedado viuda me puso en el árbol un cepillo de dientes y una pasta dental.. ¡que tristeza, desilusión y más! Me enojé con Papa Noel… y después de muchos años comprendí que seguramente era lo único que Ella tenía para poner el árbol… Hoy soy una profesional y con una vida que me es generosa Gracias a Dios y cada año llevo al hogar de niños alimentos para agradecer de alguna manera a Dios por lo que me da... Este año será la primera navidad sin mi Amada Madre, y nunca me voy a olvidar sus enseñanzas. Beatriz del Barrio Centro
  • Las reuniones familiares, la espera de todos con los relojes y la radio el locutor diga que ya son las 00.hs y brindar. Abrazarse por una fiesta más. Llorar de emoción entre todos. Esperar que entre los vecinos nos saludaramos. La espera del teléfono fijo por las llamadas lejanas. El tiempo para preparar la mesa y recibir a la família. La armonía de compartir hasta conversar sentaditos durante toda la noche y el disfrazado ocurrente de la familia de Papá Noel para la felicidad de los niños. Y lo más esperado los cohetes y compartir abrazados en familia. QUÉ HERMOSA EXPERIENCIA! Gringo, barrio Belgrano



Las veces que los papás se convirtieron en héroes:

  • Solíamos correr y en cada garage tirabamos los petardos y no faltaba un mayor que nos corriera con una escoba; pero aún cansados al día siguiente esperábamos ansiosos ir al parque y bañarnos en el río eramos felices éramos sanos, había una niñez sana pura y hermosa - María Sara Rossi barrio vinalar
  • Mi mejor recuerdo de Navidad... mi viejo era gordito nosotros vivíamos en Buenos Aires.. Teníamos un sauce enorme que caía sobre el techo de la casa. Mi viejo era más niño que nosotros. Esa Navidad intentó tirar regalos por el ventiluz que había en el techo de la cocina. Se perdió en el intento y ¡cayó encima de la cocina! Terminó con la rodilla rota por hacerse el Papa Noel... Era un grande mi viejo - Pao Poly 
  • Los recuerdos mas lindo que tengo son las juntadas en familia. Ver a mis sobrinos desesperados por tirar sus cohetes y que llegue las 00hs y ya no tengan nada para tirar y nada mas ocurrente que ir a comprar virulana y atarla a un alambre y revolear, por ese invento le sacaron la bolsista con virulanas a mi mami, cuando buscaba para pasarle a las asadera ya no tenía nada - Belén Diaz
  • Recuerdo q ayudamos a acomodar la casa con mis primos y mi tía preparaba la mesa en la vereda y nosotros la virulana la envolvíamos con palito y esa eran las estrellitas después de las doce las prendiamos y a jugar con las estrellitas hasta q se acaben la virulana hermosos recuerdos guardados en el corazón - Patricia Edith Del Valle Herrera
  • Levantarse temprano a entrar a bañarnos e ir en la linea 117 a la banda a buscarlo a mi papa que venía en el tren Estrella de Buenos Aires. Qué felicidad de verlo ya parado en unas de las puertas de los vagones estirando sus manos riendo y avisándonos que ya estaba llegando nunca me olvidare que bajaba corriendo a abrazarnos a mi y a mis hermanas y a mi mamá. El ya no está con nosotras pero todavía se lo sigue esperando - Lilian Carrizo
  • Para navidad mi madre se disfraza de papá Noel hace 25 años la edad de mi hermano mayor, después del brindis ella se prepara para salir ,su recorrido es por donde pasa mi hermanita , y luego sus amigas , ellas le llevan los regalos de cada uno de sus hijos y nietos y mi mami los carga en la bolsa y los entrega .Una de esas noches cuando fue a dejar donde estaba mi hermanita luego volvió y mi hermana la llamó y le decía “Mami vino papá Noel parece que te robo las botas; ¿tenía las tuyas o le prestaste?” Eso quedó en una risa tremenda .
  • Otra fue cuando llevó a una amiga en el 8 de abril y se llenaron de chicos en la cuadra que hacían cola claro hacia tanto calor y mientras entregaba los regalos mi ma le dice a su amiga tráeme agua y su amiga le trajo cerveza cuando uno de los chicos dice “Mami, Papá Noel le Está dando al porrón apura trae una yo le quiero regalar” - Loguer
  • El año pasado yo estaba embarazada de mi segunda nena y vino mi cuñada a pasar Navidad aquí en Santiago con su novio y la familia entonces alquilaron una finca porque éramos muchos. Llegan las 12 y la llevamos a Guillermina, nuestra primera hija (3 años) a los fuegos artificiales así nos daba tiempo de acomodar los regalos en el arbolito. Guille encuentra el árbol lleno de regalos y empezamos a abrirlo hasta que nos damos cuenta de que falta el regalo de mi cuñada. Como ya estaba ahí abriendo todo lo que le trajo a Papá Noel, cuando fueron a buscar el regalo de mi cuñada lo dejaron en el medio del pasto y le dijimos a Guille que vaya a ver qué había ahí y se dio con que era otro regalo. Le dijimos que a papa Noel seguro se le cayó del trineo o lo tiró cuando se iba porque era para ella y se olvidó de ponerlo.

Las primeras
  • Nunca me olvido de una navidad en la casa de nuestro abuelo, el “Papilo”, quien siempre compraba un montón de cohetes, pero no nos daba ninguno ni a mí ni a mis primos, así que todos esperábamos a que se distraiga para que Andrea, mi prima, le saque la bolsa y consiga estrellitas para todos - Patricia
  • Eran épocas difíciles para mi familia, con mucho esfuerzo mis papás conseguían para comer, así que los cohetes no eran prioridad. Por eso, a las 12 mi papá prendía la tele para que veamos los fuegos artificiales en los noticieros, y yo, como era el más travieso, me subí a la terraza y silbaba como cañita y el estruendo era un aplauso. Lo hacía varias veces tan rápido que parecía que tirábamos 400 cajas de misiles silbadores - Guilli
  • El mejor de los recuerdos es haber compartido tantas navidades junto a mi abuela. Me desesperaba por que lleguen las vacaciones para ir con mi abuela - Noe acosta
  • El mejor recuerdo es haberlos tenido a mi abuelos muchas Navidad,la mesa llena de tíos,primos,hermanos, y sobrinos está será una navidad distinta - Agustina Corvalan
  • La noche que no me voy a olvidar nunca fue la última Navidad de mi mamá. Fue hace 15 años. Era ella la que se encargaba de cocinar todo para toda la familia. Le encataba hacer sus platos elaborados, los postres, los sanguchitos, todo. No nos hubiéramos imaginado que esa sería su última navidad con nosotros. Hoy todo es distinto, ya nadie cocina ni come sanguchitos, y en la mesa se habla de trabajo, hasta que llegan los sobrinos y nos llenan de alegría - Paulina
  • De ésto no me voy a olvidar nunca, me pasó hace unos años. Después del brindis en familia, me acuerdo que salí a la vereda a tirar unos cohetes. De lo bien que estaba tiro una bomba y cayó cerquita, mi hermana estaba detrás mío y una piedrita le entró en el ojo. Ella comenzó a llorar y yo asustado le tapaba la boca para que no escuchen mis padres porque no me iban a dejar salir - Fede Enriquez
  • Cuando era chiquita y creía en Papá Noel fui al árbol emocionada por recibir mis regalos... Por alguna extraña razón siempre aparecían en el árbol sin que me diera cuenta. Y en una navidad cuando fui a abrir los regalos escuché el clásico " hohoho feliz navidad vivi" y yo toda re emocionada! Después me enteré de que mi hermano mayor se había subido al techo a gritar eso - Vivian 
  • Vivía en el campo. En mi casa teníamos una cabrita como mascota, la llamábamos Chivina. Siempre celebramos con los vecinos de ambos lados. Que sumaban cinco hermanos en mi casa, cinco hermanos de la casa de al lado y tres de la casa del otro lado. Esa navidad cocinaron a Chivina y los adultos de las tres familias estaban muy preocupados tratando de que los niños no nos enteráramos de que estábamos comiendo a la mascota con la que todos jugábamos. Pero en lo mejor de la cena los niños estábamos tipo "pasame otro pedazo de chivina", "dame otro poco de chivina", "que rica que está la chivina" - David 
  • Una Navidad, después de las 12, la única nieta de la familia por ese entonces, que tenía unas 4 años, se tomó lo que quedaba de cada copa de sidra sin que nos diéramos cuenta y en un momento se durmió sentadita en la silla. Hoy ya es mayor de edad y cada navidad quiere hacer el mismo chiste - Lucinda
  • En todas las navidades, cuando nos juntabamos las 12 primas de Santiago y de Rosario, nuestras mamás nos vestían iguales, con el mismo vestido, y nosotras chochas - Josefa Torres


*Si tienes una historia que quieras compartir con nosotros, mandala al WhatsApp de las Noticias de Diario Panorama 3855795000