Santiago del Estero, Domingo 21
Abril de 2024
X
País

Estaba internado: murió motochorro baleado por policía de civil al que intentó asaltar

Tenía 21 años y había sido internado el martes con dos heridas de bala tras un enfrentamiento con un oficial de civil. Su cómplice lo abandonó y huyó.

21/02/2024

El motochorro que había recibido dos disparos tras un enfrentamiento con un policía al que intentó robarle en la localidad bonaerense de Florencio Varela, murió en el hospital en el que se encontraba internado, según confirmaron fuentes judiciales.

Se trata de Facundo Bosoms, de 21 años, quien el martes a la mañana había sido trasladado al Hospital Mi Pueblo por una ambulancia del Sistema de Atención Médica de Emergencias (SAME) con una herida de bala en la cabeza y otra en la pierna derecha.


Te recomendamos: Video: gendarme mató a un motochorro y quedó grabado por una cámara de seguridad


A raíz del fallecimiento, la carátula de la causa, que inicialmente había sido de “tentativa de robo”, cambió a “homicidio”. En el caso interviene el fiscal Darío Provisionato, de la Unidad Funcional de Instrucción N°1 de Florencio Varela, quien a partir de los primeros elementos de prueba recabados en la investigación consideró que el policía actuó en legítima defensa.

El intento de robo ocurrió este martes por la mañana cuando el policía fue abordado por dos delincuentes armados que se movilizaban en una motocicleta sobre la calle Nuestras Malvinas y calle 35, en la zona Sur del Conurbano.


Te recomendamos: Motochorro recibió un tiro en la cabeza al intentar asaltar a un policía de civil


Uno llevaba un cuchillo y el otro un arma que resultó ser una réplica”, explicaron las fuentes a este medio. Lo cierto es que uno de los ladrones se bajó de la moto, el que iba de acompañante, lo apuntó con un arma de fuego y le exigió sus pertenencias.

Fue en ese momento que el oficial -que se desempeña en la Comisaría Vecinal 1F de la Policía de la Ciudad y se encontraba de vacaciones- se identificó y repelió el intento de robo a los tiros con su arma reglamentaria Bersa Thunder calibre 9 milímetros.

Dos de los balazos impactaron en la pierna derecha y en la cabeza de Bosoms, que cayó al suelo y fue abandonado en el lugar por su cómplice, quien escapó en la moto.