Somos Deporte Mundial Rusia 2018

Nikola Kalinic, el jugador croata que se pierde la final del Mundial por un capricho

El delantero se negó a ingresar en el segundo tiempo del partido del torneo y el entrenador lo mandó a su casa.

COMPARTI ESTA NOTICIA EN
11/07/2018 -

El pitazo final del árbitro turco Cuneyt Cakir, en el estadio Luzhnikí de Moscú, hizo estallar el festejo de los integrantes del plantel croata por la victoria ante Inglaterra, que colocó al seleccionado balcánico en la final de la Copa del Mundo. Veintidós futbolistas se fundieron en un abrazo. Veintidós, no veintitrés. Porque uno de los que llegó a Rusia ya no está con sus compañeros.

¿Qué estará pasando en este momento por la cabeza de Nikola Kalinic? De vacaciones anticipadas, el delantero del Milan habrá visto por televisión cómo el equipo que él integró hasta el unas horas después del debut con victoria frente a Nigeria, accedía al partido más importante del certamen. Él no estará el domingo en Moscú. Todo por un capricho.

El argumento oficial de la desafectación de Kalinic fue una lesión en la espalda. Sin embargo fue un secreto a voces que el atacante, quien había sido relegado al banco en el partido ante los nigerianos los delanteros titulares fueron Andrej Kramaric y Mario Mandzukic), se había negado a ingresar en el segundo tiempo.

Al entrenador croata Zlatko Dalic no le tembló el pulso: 48 horas después de ese cotejo, Kalinic abandonó la concentración en Roschino, cerca de San Petersburgo, con rumbo a Split. El comunicado oficial de la Federación Croata de Fútbol (HNS) indicó que se debía a que la lesión en la espalda que el futbolista había padecido en los días previos al inicio de la Copa había recrudecido, pero puertas adentro todos supieron que era por el desplante al DT.

"Necesito jugadores sanos y convencidos, por eso tomé esta decisión", argumentó Dalic con frialdad. La decisión de dejar de lado a un peso pesado en el plantel, lejos de horadar su autoridad, reforzó al plantel, que respaldó a su conductor.

"Lo sucedido no nos ha afectado. Lo primero es el equipo. Hay que dejar de lado los egos cuando se habla de la selección. Para la unidad y el buen clima en el vestuario esto es lo más importante", remarcó Milan Badelj. "Todos tenemos que dejar de lado nuestro ego. Estamos representando a un país. Debemos estar unidos. No todos pueden jugar y debemos respetar las decisiones del entrenador. Para mí es un honor estar aquí, no importa si juego o estoy en el banco", aseguró Mateo Kovacic.

La salida del delantero no afectó al plantel. Más bien todo lo contrario. Desde entonces, Croacia goleó a Argentina, derrotó a Islandia, se quedó con el grupo D y luego despachó en hilera a Dinamarca, Rusia e Inglaterra para meterse en esa final que Kalinic tendrá que mirar por televisión.

TAGS Rusia 2018
Dejanos tu comentario
Últimas noticias